Cobarde y mentiroso

gloria del pacífico

Gloria del Pacífico, una pelicula necesaria e incómoda

He invitado a Jorge Millones, gran músico y mejor amigo a escribir en mi blog. Y él me ha ofrecido este artículo.

“¿Qué será de ti amada esposa?.Tú que me acompañaste con amor y santidad. ¿Quéserá de nuestros hijos, que no podré ver ni sentir en el hogar común? Dios va a decidiréste drama en el que los políticos que fugaron y los que asaltaron el poder tienen la misma responsabilidad. Unos y otros han dictado con su incapacidad la sentencia que nos aplicará el enemigo. Nunca reclames nada, para que no se crea que mi deber tiene precio...”

Última carta de Francisco Bolognesi a su esposa

Publicado: 2014-11-20

Escribe: Jorge Millones

Para los expertos en el séptimo arte, sólo hay películas buenas y películas malas, yo que sólo soy un aficionado y no tengo vocación de crítico, no les discutiré eso porque finalmente, los clásicos, las películas que quedan en el alma de las generaciones, no las deciden los críticos. Pero lo que si me atreveré a decir, es que además, hay películas necesarias. 

Gloria del Pacífico es una película buena y muy necesaria. No teníamos los peruanos una película así y nos la trae en un sacrificado esfuerzo Juan Carlos Oganes, su equipo de producción, su equipo de actores y colaboradores en general; y estoy seguro, que todas y todos estuvieron allí básicamente por su compromiso con la historia, representada en el guión y con la Historia, aquella con mayúscula y que nos hace hermanos.

gloria del pacífico

La Historia no sólo la escriben los vencedores, también la escriben los canallas, los traidores, los que negociaron, los que nunca pierden, y Oganes pone como Gonzáles Prada el dedo en la purulenta llaga de la historia que arrastramos y persiste en repetirse. Por eso, empieza a ser notorio ya el sabotaje de baja intensidad de los monopolios mediáticos y del cine a Gloria del Pacífico. No tiene la cobertura que se merece, no tuvo ningún apoyo decidido de los entes del Estado, la programan en horarios francamente desventajosos, y a veces como ya denuncian muchos, ni aparece en las carteleras. Y tal como va el Perú ahora, no me sorprende nadita lo que pasa con Gloria del Pacífico. La estuvieron “masticando” a ver qué actitud tomar frente a ella, y esperando a que fuera desechada por el propio espectador peruano, como con otras películas que ganan financiamientos pero no el alma de los peruanos, pero al ver que a pesar del bloqueo la gente se pasaba la voz, empezaron a enfriarla.

Esta película tiene la virtud, la enorme virtud de ser INCÓMODA. En el actual contexto de corrupción descomunal, de traidores de saco y corbata, de cobardes con apellido ilustre, de impunidades y olvidos, Gloria del Pacífico pone otra vez en la voz de los peruanos los nombres de Ugarte, Bolognesi, More, Sáenz Peña y las valientes mujeres del pueblo que estuvieron en todo momento en el campo de batalla a lados de sus solados (hijos, maridos, hermanos, sobrinos, vecinos de todas las edades y condiciones). De los soldados humildes, del sacrificio de los peruanos y peruanas en general. No me extraña que los medios no le hayan dado la cobertura debida y merecida, no me extraña que el Estado (en manos de los herederos de esos traidores) no haya apoyado decididamente este proyecto, no me extraña porque la verdad siempre es INCÓMODA, aunque sea una verdad de hace más de un siglo.

¿Por qué digo que es una obra de arte necesaria? Porque a contrapelo de lo que nos ofrecen los monopolios mediáticos y del cine, Gloria del Pacífico recupera la autoestima del país, es una orgullosa y digna historia contada no desde los nombres de los ilustres apellidos, sino desde el valor, desde el coraje de los que sabiéndose traicionados, aun así, tomaron la decisión de no rendirse. Yo he visto llorar, gritar y arengar, aplaudir, rabiar y salir pensativa a mucha gente de las salas, la vi varias veces, llevé a mis amigos y a mi familia. Porque como dice el gran Reinaldo Arenas al final: "cuéntale esto a tus nietos y éstos a sus nietos, para que nuestro sacrifico no sea en vano".

Demasiado injusto sería mencionar uno por uno el comprometido y gran trabajo de las actrices, los actores y los técnicos. Pero es un orgullos tener gente así en el Perú, tan capaz, tan profesional y tan comprometida, eso se nota en la pantalla.

oganes durante el rodaje

La otra noche me encontré en la sala con Juan Carlos Oganes, me sequé los ojos y corrí hacia él, quería tener el honor de estrechar la mano de un artista, de un patriota. Mi hijo y mi esposa estaban allí emocionados. Yo no sé mucho de cine, ya lo dije, pero creo que lo que Juan Carlos ha hecho va mucho más allá del cine. Nos ha mostrado el largo drama que es el Perú, un péndulo entre las tiranías corruptas, y por otro lado, las heroínas, los héroes, ilustres y humildes, del pasado y de hoy, que se resisten a creer fatalmente que este país es de los corruptos, de los pendejos, de los fuertes solamente. La gloria es hermosa y por lo mismo, subversiva e incómoda.

Por eso me sumo al llamado de Emporium producciones para saltarnos el bloqueo de los medios y las salas y llevarla a cada rincón del Perú en donde haya un proyector. Pues si se da la locura, la bella locura de convertirla en un símbolo que recorra las escuelas rurales de Puno, Cusco, Cajamarca, llevarla a Loreto y Ucayali, (llevarla a Tacna es una obligación) a todos los barrios populares de Lima, colectivos, organizaciones, universidades, yo me sumo como un soldado más. No sé si Juan Carlos Oganes sea consciente de lo que ha logrado con esta película, para mí, después de casi 150 años, es la bandera de Alfonso Ugarte que Oganes decidió levantar del piso.

Notas relacionadas en LaMula.pe:

"Los sentimientos de superioridad o inferioridad deben desaparecer"

Entrevista de LaMula.pe a Juan Carlos Oganes, director de "Gloria del Pacífico".

Escrito por


Publicado en

Me sale espuma

"Quiero escribir, pero me sale espuma"